Poco a poco la casa se va transformando para la llegada de nuestro primer hijo. El embarazo está pasando rápido, muy rápido, ¡sólo nos quedan 2 meses! Y algo me dice que estos dos meses van a pasar todavía más rápido que los 7 anteriores… ¡se acerca la fechaaaaaa! :)


Y no hay prueba más clara de que se acerca la fecha que el hecho de que estamos ya de 30 semanas y con un barrigón impresionante… ¿Qué no me habéis visto? Revisad el blog del Minibicho y me veréis a mí al barrigón, jejejeje… ¿Impresionante, no?

30 semanas

Así que estos días vamos ultimando detalles. La canastilla, por ejemplo, la bolsa que llevaremos al hospital para el peque y para mí ya está lista y cerrada. He conseguido meter en mi preciosa Crumpler Hairy Lee todo lo que me piden los de la clínica Santa Elena (¡que no es poco!) y hasta algún extra para que nuestro niño esté bien contento (un muñequito que le haga compañía en su cunita). La bolsa está a punto de estallar (si es que lleva ahí 2 mantas, ¡2!, mogollón de ropa, neceser enorme…), pero está cerrada y estoy orgullosa de ello ^_^. Mi bolsa también casi está. Tengo el neceser listo y tres camisones para el hospital y poco más necesito, así que ahí está también, casi lista para poder cogerla e irnos al hospital cuando haga falta.

Ayer finalmente llegó el pedido de Stokke y nos pasamos el día montando muebles. Empezamos por el cochecito Stokke Xplory con su silla y su capazo, después montamos el cambiador Stokke Care y finalmente la minicuna Stokke Sleep Mini. Podéis verlo todo en el blog del Minibicho, que siempre actualiza, el tío. Nosotros, como buenos padres, nos hemos dedicado a jugar con el cochecito para asegurarnos de que sabemos utilizarlo bien y hasta lo hemos metido en el ascensor, para ver si cabía o no… estas cosas, ^_^.

Stokke Sleepi Mini

Además, seguimos con las clases de preparación al parto, pero se nota que la fecha de parto se acerca: ya no tenemos una única clase a la semana, no… a partir de ahora podemos tener desde 3 hasta 5 clases a la semana, ¡qué paliza! Esta semana que viene, por ejemplo, empezamos las clases prácticas y seguimos con las teóricas que prometen ser igual de interesantes que la última.

Así que ya veis, aburrirnos no nos aburrimos…

¡Besotes!
Lau

Share